jueves, 19 de junio de 2008

¡Gracias Irlanda!



El NO de los irlandeses al tratado de Lisboa ha causado un gran revés a los planes de Francia para subirnos los impuestos a todos los europeos. Desde Paris y desde la OCDE (donde manda Francia) se lleva mucho tiempo intentando destruir la creciente competencia en cuestiónes impositivas que existe en Europa.
Desde aquí siempre hemos alabado esta competencia, no sólo entre países, sino también dentro de los mismos (Suiza es el mejor ejemplo, los cantones gestionan la mayor parte del gasto y de la recaudación). No cejarán en su empeño los centralizadores, pero hay que agradecerle a los irlandeses el retraso en sus planes..

1 comentario:

Ignacio Romero. dijo...

Coincido con usted plenamente. Este No es un gran éxito para los europeístas, que no queremos repetir errores nacionales pero además a gran escala.

PD: Le conozco a usted personalmente? Me pareció entender que sí. Si es así, dígame usted quien es, que ardo en deseos: igromero81@yahoo.es